Mostrando entradas con la etiqueta Plan de social media. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Plan de social media. Mostrar todas las entradas

miércoles, 9 de julio de 2014

7 Características que ha de tener el community manager

Si te gustan mis post, puedes darle a me gusta también en mi página de Facebook! :) Gracias.

Parece que llevamos aquí toda la vida, pero no es así ;) la figura del community manager es aún muy joven y novedosa. Surge en 1996 a partir de la creación de la web 2.0. y va cobrando mayor protagonismo paulatinamente con el auge de las redes sociales a partir del año 2000 en adelante. Su repercusión actual en las tendencias de consumo ha convertido a la figura del community manager en un profesional en alza. Pero... ¿Vale cualquiera para ser community manager?



La respuesta es no, obviamente. Aunque una persona se mueva con soltura en las redes y sepa mucho de éstas no tiene por qué ser apto para desarrollar el rol de community. En mi post de esta semana quiero analizar las características que todo gestor de comunidades ha de tener.

En cuanto a conocimientos...


1- DE REDES SOCIALES- Tiene que saber mucho de redes y desenvolverse en las mismas "como pez en el agua". Un buen community manager ha de conocer bien el mapa social media que le rodea, los lenguajes que se utilizan en cada red, las normas de protocolo que imperan en ésta, cuándo hay que publicar y cuándo no, etc. De esta manera, es capaz de saber qué redes sociales son más propicias y adecuadas para un cliente determinado.

2- DE OTRAS HERRAMIENTAS- Además, como bien sabéis, la labor de monitorización es una de las tareas más destacadas del community manager, por lo que éste, ha de conocer bien qué herramientas están a su disposición para ayudarle a realizar esa "escucha activa" tan vital en nuestro día a día. Un community manager debe conocer muy bien Google Analytics.

3- DE SEO Y SEM- Aunque existen profesionales específicos sobre temas de posicionamiento web (SEO y SEM), el community manager ha de conocer y entender perfectamente estos términos. Es vital pensar en el SEO (palabras claves) a la hora de poner un titular o de escribir un post, ya que, como bien sabéis, si Google no te encuentra no existes. Insisto, no es necesario ser experto en el tema o tener un Máster en posicionamiento online (para eso ya hay otros profesionales), pero sí hay que tener nociones avanzadas para poder "sobrevivir".

4- DE REDACCIÓN- No hace falta que sea periodista, pero lo cierto es que el community manager ha de tener soltura a la hora de redactar. Dependiendo de las cuentas que lleve, es probable que tenga que escribir en un día tres o cuatro artículos originales e interesantes de temas muy diversos, por lo que saber redactar de forma ágil es una característica básica y muy importante.

5- RECICLARSE- El community manager es el estudiante perpetuo. En un mundo como el de las redes sociales que avanza tan rápido a veces resulta complicado estar al día de todas las novedades, pero hay que estarlo: el social media manager debe mantenerse al corriente de todo y conocer las innovaciones que surjan en su campo de actuación. En definitiva, hay que reciclarse constantemente porque lo que aprendas hoy puede estar obsoleto la semana que viene.

En cuanto a su personalidad...


6- EMPÁTICO Y SIMPÁTICO- Una característica importante que debe tener el community es la empatía, incluso, me atrevería a decir la simpatía. No es que tengamos que ser graciosos y amigos de todo el mundo, ni mucho menos... Pero sí tenemos que relacionarnos de forma muy activa con otras personas y empresas: dar la bienvenida a la gente que nos sigue, responder los comentarios o preguntas que nos plantean, ser agradecidos, compartir contenidos de otros y usar mucho el sentido del humor. De nada vale crear un contenido muy interesante y original si luego eres una "seta" ;)



7- MESURA Y CORDURA- Esto es vital y ya lo he comentado en alguna ocasión. Un community manager no puede estar publicando miles de tweets al día y tampoco puede pasar una semana entera sin publicar... El secreto está en encontrar el término medio. Esto dependerá mucho del sector en el que se mueva o el tipo de empresa en el que trabaje, pero lo dicho, sentido común ante todo.

Si cumples estas 7 características ¡enhorabuena! si quieres, puedes ser community manager :)

¡Gracias por leerme!


miércoles, 28 de mayo de 2014

Cinco buenas razones para no estar en las redes sociales

Si te gustan mis post, puedes darle a me gusta también en mi página de Facebook! :) Gracias.

No es obligatorio, no hay que estar por estar o porque esté todo el mundo... Ya lo hemos dicho alguna que otra vez: la presencia en las redes sociales ha de estar justificada, ha de responder a nuestros objetivos (de empresa o de persona) y ha de formar parte de nuestra estrategia.

Son muchas las empresas, personas o instituciones que se han lanzado a ciegas al mundo social media sin medir previamente las consecuencias, a veces nefastas, de dicho "chapuzón".

En este post voy a analizar cinco buenas razones para no estar en las redes sociales.



1- Si sólo vas a estar porque está de moda. Hay veces que abrirse al exterior no merece la pena. Es lo primero que hay que pensar. En este caso me refiero a industrias farmacéuticas, por ejemplo, que pueden tener graves problemas legales a la hora de enfrentarse a una presencia en redes, o a las empresas de armas, cuya aportación en Twitter o Facebook no compensaría el daño que le haría su mayor exposición. El último caso de fracaso ha sido el de la Casa Real que estrenaba Twitter recientemente con resultados muy poco favorables.



2- Si sólo quieres estar en las redes sociales para vender. No triunfarás en las redes si simplemente las utilizas como un altavoz con el que llevar tus ofertas o tus promociones a más personas. Piensa que los usuarios no están ahí sólo para escuchar los mismos mensajes de promociones, precios y ofertas. Si haces esto corres el riesgo de caer en el spam puro y duro. La gente espera algo más si sigue a una marca en las redes: espera información, actualidad...

3- Si tus potenciales clientes no están en las redes sociales. Cierto es que en Facebook hay miles de millones de usuarios de todo el mundo, pero... si tu empresa vende neumáticos, por ejemplo, quizás encontrar a los que le interese el tema sea como buscar una aguja en un pajar. Si tu negocio se centra en un nicho de mercado muy concreto has de preguntarte si tus potenciales clientes usan las redes sociales. Quizás te interese estar en Linkedin pero no tanto en Facebook o en Twitter...



4- Si tu competencia no está en redes sociales. Piensa, si ellos no están... será por algo, ¿no? Si los demás no se lo han planteado, es porque quizás no sea el lugar ni el momento. Yo te recomendaría que no te lanzaras a ser tú el primero... mejor esperar a ver quién se anima y cómo le va. ;)

5- Si no tienes tiempo para gestionar las redes sociales. Ya sabéis que el trabajo del community manager lleva horas, sobre todo si lo quieres hacer bien (sino, es mejor que no lo hagas). Estar en Twitter no consiste sólo en crearte una cuenta y hacer un retuit cada dos días... Hay que actualizarlo a diario y, por supuesto, estar pendiente de tus seguidores. A veces una pequeña empresa no puede estar "perdiendo el tiempo" contestando y aclarando cada comentario y cada duda.



No me entendáis mal. Yo soy muy defensora de las redes sociales (¡está claro!) y creo que son más las ventajas que las desventajas, pero aún así, insisto en la necesidad de tener una estrategia clara y unos objetivos. ¿Qué quieres conseguir con tu presencia en Twitter y en Facebook?. Si no lo tienes claro no te arriesgues: piensa y luego decide.

¡Gracias por leerme! :)




miércoles, 26 de marzo de 2014

Community manager: "Me encanta cuando los planes salen bien"

Si te gustan mis post, puedes darle a me gusta también en mi página de Facebook! :) Gracias.

Si eres como los del Equipo A y te gusta que los planes salgan bien no te pierdas mi post de esta semana... Va de planes :) Ya se que quizás soy un poco pesada con lo de planificar, ya que es una palabra que, si os fijáis, incluyo en todos mis post... 




Pero lo cierto es que, en un trabajo como el del community manager planificar es algo fundamental. Tanto para llevar a cabo el plan de marketing en redes sociales como para organizar un evento 2.0... Empecemos por el principio.


1 -Fíjate unos objetivos


El primer paso para crear tu plan de community manager es fijarte unos objetivos SMART. Éstos han de ser:





  • Específicos: No queremos generalidades, tenemos que ir al grano. ¿Qué es lo que queremos conseguir?: tener 500 seguidores en Twitter, conseguir 1000 visitas mensuales en nuestro blog o web, vender 5 ordenadores a la semana, etc.
  • Medibles: Esto, si tienes un/a jefe/a se da por hecho... Todo objetivo se ha de poder medir y cuantificar, por ello es importante que sean específicos y claros. Las visitas a una web son medibles, los seguidores en una red social también, etc.
  • Alcanzables: Ser community manager no significa ser Superman así que no te pases... :) Tus objetivos tienen que poder conseguirse. Es decir, si estás trabajando en una web nueva de una empresa que acaba de abrir no esperes recibir un millón de visitas al mes... 
  • Realistas: Tiene que ver con lo que comentaba en el punto anterior. Hay que ser realista y no exigirse cosas imposibles y tampoco lo contrario, es decir, cosas muy fáciles.  
  • Limitados en un tiempo: Con el paso del tiempo las cosas cambian y, por lo tanto, los objetivos también. Intenta marcarte siempre objetivos a corto - medio plazo, nunca a largo plazo, ya que no tiene sentido. No sabes cómo va a estar la situación en la empresa dentro de un año, por ejemplo. Además, los objetivos limitados en el tiempo son más fáciles de medir.

Algunos objetivos básicos que no deberían faltar en tu plan son: 
  • Generar tráfico a la web / blog. Es imprescindible y, sin duda, parte importante de nuestro trabajo.
  • Hacerte conocido. Tiene un poco que ver con el punto anterior. Significa generar branding de marca, dar a conocer la empresa, posicionar...
  • Lograr que la gente interactúe. Algo complicado a veces... Lo sé... Pero fundamental. Con una buen técnica lo acabarás logrando. Si ofreces contenidos de calidad, eres agradable con la gente, comentas e interactúas con ellos lo lograrás.
  • Mejorar nuestra reputación. Digamos que este es el punto culmen del plan que todo community manager tiene. Al final todo lo que hacemos lo hacemos para mejorar la imagen de la empresa y su reputación. Y con ello, conseguiremos vender más, ganar más, etc.

2- Analiza la situación

Cuando aterriza en una nueva empresa o en un nuevo proyecto, el community manager ha de analizar y conocer bien la situación. Cómo es esta empresa, qué valores tiene, qué objetivos, cómo es la gente que en ella trabaja, qué presupuesto manejan, si habrá personal para echarte una mano o estarás sólo ante el peligro... Fruto de este análisis obtendremos una valiosa información que nos servirá para elaborar nuestro plan. Y es que un plan no vale para dos empresas, aunque éstas sean del mismo sector. Cada plan es específico, individual y personal.

Tras analizar tu nuevo proyecto y ya teniendo claros los objetivos que quieres conseguir procede al punto más importante de todos: el de diseñar el plan.

3- Diseña tu plan



Diseñar el plan no es más que poner en un papel lo que pretendes hacer y cómo lo pretendes hacer. Cuando realices esta tarea piensa que no todo el mundo es expertos en redes sociales como tú, así que intenta escribir con lenguaje claro, que se entienda. Este documento contiene:
  • Un pequeño análisis de la empresa y de la situación de la que partimos.
  • Un listado de nuestros objetivos (recuerda SMART)
  • Y la manera en la que vamos a conseguir dichos objetivos, es decir, las acciones que vamos a llevar a cabo. Esto es la estrategia que vas a llevar a cabo.
  • Explica de forma clara en qué redes sociales has decidido tener presencia y por qué en esas y no en otras. (Esta decisión la tomas basándote en tus objetivos y en el tipo de empresa para la que trabajes).

4- Ejecuta tu plan 

En este punto, cuando ya te pones manos a la obra, es importante tener siempre en mente los objetivos que te has propuesto. Has de conseguir cumplirlos llevando a cabo una estrategia...
  • Presencial: Basada en redes sociales, en contenido (blog, web) 
  • De influencia: eventos, jornadas, talleres, etc. 
  • Siempre con algo de apoyo offline que complemente. (Acciones de guerrilla) 
  • Experiencial: App, juegos, móviles, mashups...

5- Automatiza

Algunas herramientas interesantes:
  • Tweetdeck es una herramienta de escritorio para ayudarnos a gestionar nuestras cuentas de Twitter.
  • Hootsuite para gestionar múltiples perfiles en diversas redes sociales (Twitter, Facebook, LinkedIn y Foursquare)
  • Sproutsocial sirve para monitorizar, publicar y programar contenido, asignar tareas, depurar cuentas de Twitter, Facebook y Linkedin y crear informes.

6- ¡Y mide!


Hay tantísimas herramientas para medir tus acciones en redes sociales que no sabría por dónde empezar. Yo suelo utilizar las propias de cada red social y luego, por supuesto, Google Analytics.

No obstante, es importante que pruebes varias herramientas para saber luego con cuál te sientes más cómodo y con cuál te quedas.

Un par de consejos para acabar...

Sé creativo y no te olvides nunca del presupuesto con el que cuentas, el tiempo que tienes y el personal a tu cargo. Sin estos tres factores no puedes hacer nada.

Gracias por leerme y ¡feliz día! :)

-